El TCJ denuncia a Bankia

Texto: FÉLIX PASTOR Y TRIBUNAL CIUDADANO DE JUSTICIA

Los estafados por Bankia siguen su solitaria y desigual lucha en los tribunales y en la calle hasta que todos recuperen sus ahorros. Mientras tanto van a la puerta de los juzgados a ver pasar a los estafadores y protestan en las calles. “¿Qué otra cosa podemos hacer?”, decía Elvira bajo la lluvia la última semana de enero, que ahora sobrevive con su insignificante pensión.

Pocos de sus nombres salen en los medios de comunicación. María Jesús es una de ellos, que falleció porque su salud no pudo resistir la tensión y la angustia por la miseria en la que la dejaron mientras esperaba el juicio; su madre, de 90 años y estafada igualmente, murió en la misma situación; Paco, el único que se enfrentó en un juzgado a Blesa, tenía 50 años cuando murió de un infarto, etcétera.

En ningún otro país se ha producido un fraude de estas características, ni mucho menos que el Estado lo encubra y desampare a las víctimas, causándoles un sufrimiento innecesario. Aunque ahora muchas sentencias les son favorables, Bankia ha recurrido la mayoría, y durante los primeros años la mayor parte de los jueces no comprendían la naturaleza del engaño. La calidad de la justicia que han recibido las víctimas ha dependido mucho del azar en los tribunales que les tocasen.

Mientras tanto, los 320 integrantes de la asamblea de Caja Madrid cobraban 1.350 euros por cada reunión, disponían de una “línea especial de crédito” y de las tarjetas black, con las que, por ejemplo, Rodrigo Rato gastó en una noche 2.162 euros en “clubes y salas de fiesta”, y Miguel Blesa pagó más de 13.000 euros por un viaje.

Médicos y juristas han creado la Fundación Finsalud con el respaldo de la Universidad Autónoma de Madrid, la Universidad Carlos III, la Universidad de Montreal, etcétera, para determinar científicamente si los abusos de la banca tienen un coste físico y mental.

Para reclamar indemnizaciones antes de que sea demasiado tarde, porque se les acaben las energías a las víctimas o prescriban los hechos, el 15M ha emprendido actuaciones penales separadas e independientes mediante 15Mparato y el Tribunal Ciudadano de Justicia (TCJ), que no son excluyentes sino complementarias, a las que cualquier estafado por Bankia, aunque haya presentado una demanda civil para recuperar su dinero, puede sumarse sin que ello afecte a lo que se sentencie en las otras demandas. El TCJ ofrece la posibilidad de sumarse a quien desee que los responsables paguen por el daño que están causando. En los matrimonios, los dos cónyuges pueden demandar por separado. Es gratis.

Llamamiento a las ‘armas judiciales’: la mejor defensa es un buen ataque

El Tribunal Ciudadano de Justicia es un grupo de trabajo del 15M que está llevando a cabo desde 2012 la investigación de la gran estafa que ellos llaman crisis. Para lograr demostrarlo necesitamos la ayuda de todas las personas.

Desde el TCJ hacemos un llamamiento a todos los preferentistas y accionistas de Bankia a sumarse a la acción judicial contra los consejeros de la antigua Caja Madrid, querella que ya presentamos ante la Audiencia Nacional y que prosigue su curso. El objetivo es dejar patente y lograr abrir una nueva vía de asunción de responsabilidades por parte de los consejeros de Caja Madrid por su negligente gestión de Caja Madrid y Tasamadrid.

Por este motivo, hacemos un llamamiento a todos los accionistas de Bankia para aportar la documentación que acredite su situación; otros ya se han sumado y esperamos contar con tu ayuda. Para ello, todos los interesados pueden acudir los jueves a las 20:00 al CSOA La Morada, en la calle Casarrubuelos, número 5. <M> Canal (L7) o Quevedo (L2).

La estafa continúa, la lucha sigue.

 

Mas información:

— https://tribunalciudadanodejusticia.wordpress.com/

— Twitter: https://twitter.com/tribunalcj

 

Be Sociable, Share!
Etiquetas: ,